Formándonos sobre el sistema de protección interna

El pasado lunes 4 de noviembre tuvimos la primera sesión de formación sobre el Sistema de Protección Interna que estamos implantando junto con el Proyecto en Barcelona Sicar Cat, ambos pertenecientes a Adoratrices. Este trabajo responde a una lógica de mejora continua y de desarrollo de una cultura del cuidado tanto hacia las mujeres por las que trabajamos como hacia los equipos implicados en la tarea.

Queremos ir superando la idea de seguridad (proteger) para ir llegando al modelo de entornos protectores (promover). Revisamos nuestra misión y valores para desde ahí, desarrollar una cultura actualizada y sensible hacia la protección de todos los agentes implicados. Este proceso, técnicamente, incluirá el desarrollo de un mapa de riesgos, un código de conducta y distintos protocolos de actuación. Tendremos que revisar nuestros procesos de selección, formación y comunicación, tanto interna como externa.

En todo este cambio estamos siendo acompañados técnicamente por un consultor externo, Tomas Aller, del Instituto de Innovación, Desarrollo e Impacto Social al que agradecemos su profesionalidad y entusiamo ayer y en estrecha alianza y coordinación con Proyecto Sicar Cat. Es un trabajo entusiasmarte que incluirá un proceso de auditoría externa y en su caso certificación, para principios del año que viene añade Antonio Rivas, Coordinador de Gestión de Proyecto ESPERANZA.

¿Qué es un entorno protector? (Vía iidis.net)

  • Un espacio seguro en el que las personas pueden participar, desarrollarse y crecer.
  • Construido desde el enfoque de derechos y basado en dar respuesta a las necesidades reales de las personas que participan en él, asumiendo la atención a la diversidad en todas sus dimensiones.
  • Donde todas las personas implicadas son conscientes de su labor y compromiso con la protección real y el cuidado mutuo.
  • En el que se garantizan los derechos de todas las personas.
  • Y se previene de forma eficaz, detecta, notifica y actúa ante cualquier situación real o potencial que pueda suponer un riesgo para la integridad física, psicológica, emocional o social de las personas.
  •  Es un entorno que evalúa y actualiza el análisis de los riesgos internos y externos y diseña medidas de prevención, erradicación, neutralización y/o reducción de los mismos. Las eficacia de las medidas propuestas debe ser evaluable.
  •  Un espacio que aspira a ser más que un contexto de protección, potenciando la dignidad de las personas y empoderándolas a través del buen trato.
  •  Y que asume el rol de dinamizador de estrategias de prevención basadas en la comunidad, más allá de los límites de actuación de la entidad, implicando a todo el contexto en su misión protectora.

 

WordPress Lightbox Plugin