La red pide a los partidos políticos medidas para combatir la trata de seres humanos

RED ESPAÑOLA CONTRA LA TRATA DE PERSONAS

  • A punto de cerrar los programas electorales, ningún partido incluye medidas específicas para abordar este fenómeno desde una perspectiva de derechos humanos.
  • Con motivo de las próximas Elecciones Generales, las 22 ONGs que forman parte de la Red Española contra la Trata de Personas, solicitan la inclusión de medidas específicas para combatir un problema que afecta al menos entre 40.000 y 50.000 mujeres y niñas en España.
  • Cada año, entre 600.000 y 700.000 personas son víctimas de la trata internacional de seres humanos, de las cuales aproximadamente el 80% son mujeres y niñas, y hasta un 50% son menores.

Madrid, 7 de febrero de 2008. La Red Española Contra la Trata de Personas denuncia la falta de compromiso en la lucha contra la trata de personas en el territorio español y las consecuencias que sufren las víctimas.

La trata de personas en España tiene varias dimensiones, entre las que se destacan la violencia de género y la violencia infantil, al afectar de forma especialmente significativa a mujeres y niñas; las migraciones irregulares y la vinculación entre crimen organizado y trata de personas, cuestiones que hacen necesario que se afronte este fenómeno desde una perspectiva de derechos humanos.

Marta González, coordinadora del Proyecto ESPERANZA, miembro de la Red, comenta: “somos testigos directos de la gravísima vulneración de los derechos humanos que implica la trata de seres humanos. Ésta es una de las formas más crueles de la violencia de género y una forma de esclavitud que todavía existe en España que afecta, en particular, a las mujeres y niñas víctimas de esta lacra. Por ello, consideramos imprescindible una acción contundente y eficaz contra este fenómeno, dentro de la responsabilidad del Estado Español y de su  obligación de actuar con la debida diligencia para proteger los derechos humanos de las víctimas”.

Situación de desamparo de las víctimas

En la actualidad las víctimas de trata carecen de información sobre sus derechos, tampoco existen mecanismos adecuados que garanticen en todo caso la protección, asistencia y reparación de las víctimas. Incluso con demasiada frecuencia aquellas mujeres que reúnen el valor suficiente para interponer una denuncia y colaborar como testigos en el proceso penal contra los autores del delito, se ven expuestas a un proceso de revictimización al enfrentarse a un sistema poco sensibilizado con la realidad y sin recursos humanos y materiales suficientes para una efectiva protección. La Red Española contra la Trata de Personas considera que esta situación se deriva en gran medida de la falta de adaptación del derecho interno a los instrumentos internacionales aplicables en España, tales como el Protocolo de Palermo contra la Trata de Personas1 y a la pendiente transposición de las Directivas comunitarias relevantes en la materia2.

Acuerdos y convenciones pendientes de ratificar

La Red Española Contra la Trata de Personas acogió con satisfacción la iniciativa del Gobierno español durante esta legislatura de abordar la elaboración de un plan de acción nacional de lucha contra la trata con fines de explotación sexual. Los 22 miembros que agrupan esta red consideran imprescindible su pronta aprobación previa discusión con la sociedad civil, de tal forma que dicha acción tenga un enfoque de derechos humanos que se traduzca en una efectiva protección y asistencia a las víctimas.

En el año 2003 la Comisión Mixta Congreso-Senado de los Derechos de la Mujer recomendó una serie de medidas necesarias para combatir la trata y garantizar los derechos de las víctimas, completada posteriormente en el 2007 con conclusiones y recomendaciones aprobadas por la Ponencia sobre la situación de la prostitución, las cuales deberían ser implementadas en la próxima legislatura.

Por otra parte, en el año 2005 el Consejo de Europa aprobó la Convención para la lucha contra la trata de personas, importante instrumento para la protección de las víctimas de trata, que adopta un enfoque de protección de los derechos humanos de las víctimas y no de control migratorio y desarticulación de redes criminales. Esta Convención entrará en vigor el próximo mes de Febrero, no habiendo sido aún ratificada por España. Este mismo año y en el seno de la Unión Europea también se aprobó un Plan contra la Trata de seres humanos. Por su parte, la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) aprobó en diciembre de 2003 el Consejo Ministerial de Maastricht un Plan de Acción contra la Trata. La Red Española contra la Trata de Personas espera una pronta implementación de los compromisos que se derivan de estas iniciativas.

Propuestas y medidas específicas solicitadas a los partidos políticos.

  • La adaptación/elaboración de una política de tolerancia cero ante la Trata de personas mediante un Plan Nacional de lucha contra la trata que incorpore la definición de Trata contenida en el Convenio Europeo contra la Trata y el Protocolo de Palermo. Dicha política debe activar en el conjunto de los poderes públicos una respuesta integral y coordinada contra la trata de personas.
  • Impulsar decididamente las políticas para la lucha contra la trata y la protección de los derechos humanos de las víctimas. En este ámbito, es fundamental la finalización y aprobación de un Plan de Acción contra la Trata de Seres Humanos, con una perspectiva de protección de los derechos de las víctimas y a través de un proceso que incluya a la sociedad civil.
  • Establecer y fortalecer un sistema de detección y protección integral de todas las víctimas de Trata, con independencia de que colaboren con las autoridades interponiendo denuncia contra los autores del delito. Dicho sistema debe  recoger expresamente el principio de no discriminación, garantizando así el acceso de todas las víctimas de trata, independientemente de su situación administrativa, a todas las medidas de asistencia, protección y reparación, así como un periodo de reflexión para las víctimas que no deberá ser inferior a 30 días. Para todo ello es necesario elaborar un protocolo de actuación entre los principales actores involucrados: Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, otros órganos relevantes de la Administración y organizaciones que participan en la protección, asistencia y reparación a las víctimas.
  • Implementar los instrumentos internacionales – legales y políticos – ya vinculantes para España en materia de la lucha contra la trata, ratificar la Convención del Consejo de Europa contra la Trata de Seres Humanos y transponer la Directiva 2004/81/EC.
  • Adoptar medidas específicas para las menores víctimas de trata en relación con el II Plan de Acción contra la Explotación Sexual de la Infancia y la Adolescencia.
  • Identificar, o crear en su caso, un organismo a nivel estatal responsable de la correcta implementación de las medidas asumidas en la lucha contra la trata en España. Este organismo deberá coordinar todas las actuaciones para la lucha contra la trata, en general, y el Plan de Acción contra la Trata de Seres Humanos, en particular, así como evaluar la implementación de la ley, las estrategias adoptadas y la situación de la trata en España.
  • Reforzar los recursos existentes con los medios económicos y personales imprescindibles para garantizar la eficacia en la lucha contra la Trata.

Más información:

Responsable de Prensa de Proyecto Esperanza -Programa de acogida integral para mujeres víctimas de la trata con fines de explotación en la prostitución, servicio doméstico, matrimonios serviles y otros trabajos en condiciones de esclavitud-.

Laura Toronjo.- Tel: 91 415 91 74 | 696792236

comunicacion@proyectoesperanza.org | www.proyectoesperanza.org

Área de Comunicación de Accem (ONG Coordinadora de la Red)

María Tejada, – 91 532 7478// 696 259 887// comunicacion@accem.es

La Red Española contra la Trata de Personas, constituida en marzo del 2006, está formada  por 21 Organizaciones No Gubernamentales y organismos que trabajan en la lucha contra la trata de personas en el territorio español.

En la Red participan como miembros: Accem, Afromujer Andalucía, Afesip, Anzadeia, Amnistía Internacional, APRAMP (Asociación para la Prevención Reinserción y Atención de la Mujer Prostituida), Caritas Española, CEAR (Comisión Española de Ayuda al Refugiado), Cruz Roja Española, ECPAT, IEPALA (Instituto de Estudios Políticos para América Latina y África), Federación de Mujeres Progresistas, Fonte, Médicos del Mundo, Mujeres en Zonas de Conflicto, Proyecto Esperanza, Red Acoge, Red Cántabra contra el Tráfico de Personas y la Explotación Sexual, RESCATE, Save the Children, Women’s Link Worldwide.

1 Protocolo para prevenir, reprimir y sancionar la trata de personas, especialmente mujeres y niños, que complementa la Convención de las Naciones Unidas contra la delincuencia organizada transnacional, 2000.
2 Principalmente la Directiva 2004/81/CE del Consejo Europeo de 29 de abril de 2004, relativa a la expedición de un permiso de residencia a nacionales de terceros países que sean, víctimas de la trata de seres humanos o hayan sido objeto de una acción de ayuda a la inmigración, ilegal, que cooperen con las autoridades competentes.